Body Gel de aloe vera de Lixoné

gel de aloe veraQue el Aloe Vera está de moda no puede discutirlo nadie, parece que desde hace pocos años hemos descubierto (o la industria ha querido que descubramos) los grandes beneficios de esta planta aplicada a todo. De hecho ya no sólo hay productos cosméticos con Aloe Vera sino incluso detergentes que presuntamente llevan extracto de éste. La verdad es que fuera de toda duda debería quedar que, en realidad, los componentes de la gelatina de esta planta no sólo es beneficioso para la piel (sorprende su poder cicatrizante), sino que también tiene propiedades beneficiosas para el sistema digestivo e inmunológicas. Pero no es hasta hace relativamente poco que la industria cosmética ha decidido promocionar sus beneficios a gran escala.

En nuestro blog también hemos hablado largo y tendido sobre todo tipo de productos que incluyen el aloe vera como parte de sus componentes (todos ellos englobados dentro del mundo de la higiene o la cosmética).  De hecho, al igual que el resto de compañías internacionales que nos venden estos productos, la industria española también está empezando a apostar fuerte por este componente tan especial, y de hecho, muchas de estas empresas son, además, conscientes de que el consumidor cada vez busca más (dentro de lo posible) que dichos componentes sean lo más naturales posibles, sinó ecológicos.

De la marca Lixoné ya hablamos en un artículo anterior, con ocasión de presentaros el Gel de baño con Aloe Vera (que aún hoy en día sigue siendo mi gel de baño favorito, jejeje), un gel de baño bueno, bonito y barato y además Made in Spain.

Con la grata experiencia de probar dicho gel de baño decidimos también aventurarnos con este nuevo artículo, un body gel de Aloe Vera que, dentro de los productos que se comercializan bajo esta denominación, parecía el menos artificial de todos (por esos colores tan verdes y con tan gelificado aspecto). Y sin alcohol.

Aplicado en gel, el aloe vera posee propiedades hidratantes, calmantes y protectoras de la piel. Además es ideal para después de la depilación, como after shave y after sun. El formato pequeño que te presentamos (150 ml.) es perfecto si tienes intención de irte unos días a la playa, ya que tras varias horas al sol su aplicación relajará el enrojecimiento de tu piel calmando además el dolor. De hecho incluso puedes embarcarlo como equipaje de mano en combinación con el resto de cosméticos que necesites.

El olor que desprende es muy similar al del gel de baño, similar, pero no igual, un aroma fresco que invade tu piel mucho más allá de los típicos 5 minutos que suelen durar este tipo de “potingues“. El dosificador ayuda a decidir la dosis que quieres aplicar. Hay que apuntar, sobretodo, que el aspecto gelatinoso que tiene dentro del envase no se corresponde con el producto en cuestión una vez sale de él. Una vez aplicado el gel, éste se extiende de forma uniforme y la piel lo absorbe de forma rápida, sin formar ni un solo grumo como ocurre con otros productos similares de marcas quizás más conocidas y de las que todos somos capaces de poner nombre.


Si utilizas este tipo de productos y hasta ahora no habías caído que existen empresas españolas que los fabrican, no lo dudes, la próxima vez que acudas al supermercado busca en las estanterías de éste la marca Lixoné, estoy seguro que no te va a decepcionar, un producto hecho en España y además no testado en animales, ¡como debe ser!


Body Milk de Aloe Vera, de Babaria

Boy Milk Aloe Vera de BabariaA estas alturas todos conocemos las bondades de una planta como el Aloe Vera; y es que de un tiempo a esta parte parece que ésta se haya convertido en la panacea mundial, una solución a todos los problemas que presenta nuestro organismo, ya sea gastrointestinal, cicatrizante, regenerante de la piel y/o astringente. Pero fuera de este sarcasmo inducido por la industria, la mitad es cierto, y digo la mitad porque las proporciones reales de Aloe Vera que llevan los productos actuales que provienen de la industria farmacéutica suelen dejar bastante que desear (en este caso un 20%). Otra cosa sería estar hablando de productos naturales hechos de forma artesana, pero no es el caso.

No obstante, dentro de la gama de productos que presentan este tipo de fórmulas, hay marcas que son mejores que otras, y de entre estas pocas las hay todavía en proporciones menores que no testan en animales. Y si encima nos ponemos (quisquillosos que somos) a rebuscar las que están hechas en España ya podemos utilizar los dedos de las manos para enumerarlas. Y de entre ellas, Babaria.

Ya hemos hablado alguna vez de productos Babaria en nuestro blog, y es que además de ser una marca española, nos gusta especialmente por su calidad y sobretodo por no testar en animales, condición indispensable para que un producto cosmético de estas características aparezca con prioridad en nuestro blog antes que otro que sí lo haga.

Este body milk “Aloe” es un producto especialmente indicado para el cuidado y protección de pieles sensibles. El Aloe Vera establece un sinergismo con los liposomas y la vitamina E, reafirmando y protegiendo la piel ante factores externos. En definitiva, un body milk indicado para pieles muy secas que nutre y repara el tejido celular. Dando un suave masaje hasta que la crema desaparezca favorecemos la abosrción de forma natural, en segundos apreciamos un aroma fresco que recuerda muy levemente a lo que la industria nos ha metido en la cabeza como aroma a Aloe Vera. En unos minutos notaremos la piel tersa y un poco “grasienta” debido al efecto de la parafina que lleva (no hemos dicho en ningún momento que éste sea el producto natural del año).

El de Babaria es un body milk de gama media que compite con las marcas que todos tenemos ahora mismo en la cabeza, básicamente las que salen en la tele y en las revistas, de precio asequible y que está disponible en la mayoría de grandes superficies y tiendas de cosmética. En este caso el valor añadido es sin duda que sea un producto elaborado en España y además que sea testado dermatológicamente y no en animales. Sólo por eso, ante igualdad de condiciones en calidad y resultados deberemos decantarnos por un producto español. Pues bien, este lo es y cumple con las expectativas que nos hemos propuesto.


Así pues, si estás buscando un body milk para pieles secas, regenerante, y tienes duda sobre la procedencia del producto puedes ir a tiro fijo y decantarte por Babaria, un producto español, de buena calidad y que además no testa en animales, ¿se puede pedir más? podríamos, sí, pero deberíamos buscar otros productos naturales artesanos difíciles de encontrar en las tiendas del barrio, y ya no digamos en grandes superficies.


Bálsamo reparador de Aloe Vera Babaria

Aloe Vera Babaria

Bálsamo de Aloe Vera 100% natural Babaria

Babaria es la marca comercial de la empresa Berioska, una empresa que fabrica y comercializa sus productos de cosmética natural hechos en España y que tiene su centro de operaciones en Cheste (Valencia). Dentro de su extensa gama de productos encontramos el Bálsamo Reparador Revitalizador de Aloe Vera 100% natural que protege y revitaliza los tejidos de la piel.

Este producto está formulado con un 99% de Aloe Vera, y con un mínimo de componentes como la glicerina (la glicerina es un producto que retiene la humedad de la piel manteniéndola suave y tersa) para ofrecer un aspecto cosmético adecuado que le da ese tono verde tan agradable. No obstante todas las propiedaddes del Aloe Vera están incluidas dentro de la composición final del producto: hidratante, emoliente, humectante y calmante.

Este bálsamo reparador de Aloe Vera testado dermatológicamente puede utilizarse después del sol, después del baño diario, o incluso después de fotodepilaciones intensas como loción corporal y reparadora.

El modo de empleo es sencillo, como el de todas las cremas y bálsamos de Aloe Vera, se aplica mediante un suave masaje hasta su completa absorción. Notaréis una sensación de frescor inmediata y una hidratación perfecta.

Este bálsamo reparador de Aloe Vera de la marca Babaria (producto “made in Spain”) se presenta en una botella de plástico transparente con una capacidad de 250 ml. Su tapón dosificador permite una fácil utilización gracias a su apertura plana.

Otra de las bondades de este producto, al igual que en todos los de la marca Babaria (según se indica en su página web), es que este producto de cosmética natural no ha sido testado en animales. Si bien se hace un test para probar y asegurar la inocuidad del prodcuto, dichos test se hacen sobre personas voluntarias supervisadas por médicos especialistas en dermatología. Una buena opción a la hora de comprar un producto que además de estar hecho en España no testa en animales.


Podrás encontrar este producto en grandes superficies, supermercados y también incluso en perfumerías y en alguna farmacia. El precio ronda unos 5 euros y su duración es bastante alta puesto que la cantidad de producto a aplicar en las zonas de piel más irritadas no es mucho.